Saltar al contenido

Entrevista a Pablo Aparicio, experto en virtualización arqueológica

Entornos-Virtuales-Arqueologia-KORE-Formacion-Online-Pablo-AparicioEntornos-Virtuales-Arqueologia-KORE-Formacion-Online-Pablo-Aparicio

DC: El patrimonio arqueológico es hoy más tangible gracias a las nuevas tecnologías.

Pasearse por el foro de una ciudad romana o palpar la cara de un personaje histórico del que apenas quedan un puñado de huesos ya no es ciencia ficción.

La recreación virtual se está revelando como una técnica precisa y con múltiples aplicaciones para acercar el pasado al presente.

Es un placer recibir hoy a Pablo Aparicio, con quien repasaremos las herramientas más punteras.

Bienvenido Pablo, qué tal.

PA: Muchas gracias, muy bien.

Arqueología y realidad virtual, ¿futuro de la disciplina o moda pasajera?

DC: Pablo, la primera pregunta es obligada. ¿Creéis que la realidad virtual y aumentada tiene futuro o realmente estamos ante una moda simplemente pasajera?

PA: Pues actualmente la verdad es que estamos bien los centros comerciales, por ejemplo, un montón de dispositivos de realidad virtual, de gafas, de aparatos un tanto extraños con los que se pueden mover por otros mundos que todavía no han llegado al mundo del patrimonio.

Entonces no es que éste sea una moda, yo creo sino que todavía nos queda muchísimo que explotar y muchísimo que sacar adelante y la verdad es que estamos descubriendo y ahora lo vamos a ver a lo largo de esta pequeña conversación.

Un montón de aplicaciones de estas técnicas de estas nuevas tecnologías al mundo del patrimonio de la arqueología, de la historia y de la recreación, en definitiva, de nuestro pasado.

Así que yo creo que sí que tiene mucho futuro, que tiene algo de moda pero no es lo determinante y que tenemos que quitar todo el todo ese barniz de moda y quedarnos con el fondo y con las posibilidades de estas herramientas, que no son pocas.

¿Qué es Koré y qué tipo de formación en patrimonio ofrecéis?

DC: Pablo, gran parte de la audiencia de ArqueoUDIMA está formada por alumnos, por estudiantes que se han formado en las nuevas tecnologías, muchos de ellos son millennials, y evidentemente tienen una destreza innata para manejarse con cierta soltura por las nuevas tecnologías.

Me consta que habéis puesto en marcha una iniciativa, una plataforma, que se llama Koré y que va en esta línea de formación online que puede ser muy útil para este tipo de perfiles de alumnos.

¿En qué consiste Koré y sobre todo qué tipo de programas estáis manejando?

PA: Bueno, las nuevas tecnologías, como dices, son un nuevo lenguaje con el que los alumnos y cualquier interesado con el mundo del patrimonio puede comunicarse entre otros interesados del patrimonio y también con el propio patrimonio.

Entonces, que seamos que seamos millennials es un paso adelante porque hace que ese lenguaje ya sea conocido por aquellas personas que lo manejan.

Tenemos una tarea pendiente que es llegar a todos aquellos que no son nativos digitales y no están formados en las nuevas tecnologías desde desde el principio, para que puedan también conocer este lenguaje y aplicarlo.

Koré es una plataforma de formación online que nace hace pocos meses con el objetivo precisamente de enseñar la aplicación de estas nuevas tecnologías y de estas tecnologías de la información gráfica aplicadas al mundo del patrimonio de la arqueología, de la historia y hacer llegar estas técnicas a todo el mundo.

En Koré tenemos distintos cursos, tenemos cursos de recreación y reconstrucción virtual con Blender, que es un software libre de diseño 3D que la verdad es que ofrece unas prestaciones increíbles.

También otro de los pilares básicos de este mundillo es la fotogrametría y también tenemos cursos de fotogrametría digital que nos permitirán tomar fotografías y a partir de ellas crear precisos modelos 3d de elementos patrimoniales.

Tenemos también cursos de dibujo más tradicional, dibujo a mano con el gran Iñaki Diéguez que es un dibujante fantástico y bueno combinamos tecnologías punteras con dibujo tradicional porque creemos que una cosa no sustituye a la otra en ese sentido.

Y luego pues nuestra idea es profundizar en las nuevas tecnologías y cuando digo nuevas me refiero a aquellas que están ahora mismo pues apareciendo de forma puntera como puede ser la realidad virtual, de la que hemos comentado un poco antes o la realidad aumentada.

Para aquellos que a lo mejor no están acostumbrados a esta terminología, la realidad virtual es una técnica que nos permite, mediante unas gafas de realidad virtual, sumergirnos en un entorno recreado que puede ser un entorno del pasado, que es lo que nosotros solemos hacer y en muchas ocasiones interactuar incluso con ese entorno.

Y la realidad aumentada en este caso es algo diferente, porque consiste en añadir a la realidad física en la que nos encontramos distintos elementos que no se encuentran en ella.

Por ejemplo, podríamos tener una pieza de cerámica y con la realidad virtual hacer que esa pieza parezca reconstruida. Tiene un montón de aplicaciones y ya se está utilizando con mucho éxito en museos, en exposiciones, en plataformas patrimoniales etcétera.

La realidad aumentada todavía tiene que desarrollarse más y es probable que a partir de los próximos años sea una de las de las técnicas que más veamos junto con la realidad mixta, que será una mezcla entre realidad virtual con realidad aumentada.

Entonces en Koré también queremos incluir formación en este tipo de técnicas en impresión 3D que es algo que también estamos practicando mucho últimamente y que se está extendiendo muchísimo y que nos permite obtener de forma física los modelos 3D que tenemos de forma digital y que los puedan tocar gente invidente.

También esa es una de las prácticas fundamentales y de las posibilidades fundamentales de esta técnica, que permite que el patrimonio que normalmente no puede ser tocado en los museos pueda ser palpado y entendido por aquella gente que no puede verlo.

Entonces bueno nuestra idea es que Koré sea es una plataforma digital en la que impartir cursos online reducidos, no son cursos anuales sino que tenemos cursos de un mes, mes y medio incluso micro cursos de dos semanas o una semana que permitan hacer llegar estas técnicas a todo el alumnado.

Entonces bueno desde aquí también si hay algunos alumnos tuyos que están interesados pues pueden entrar en la web que tenemos y ver si les interesa algunos, además intentamos que sean cursos económicos.

Porque bueno somos una plataforma independiente entonces tenemos también esa ventaja, que no tenemos que andar troceando demasiado todo y podemos hacer que estos cursos sean económicos, muy accesibles y realizados por grandes profesionales como Néstor Márquez e Iñaki Diéguez o Belén Blázquez o yo mismo, que estamos en la plataforma.

¿Existe un excesivo uso de las nuevas tecnologías en el mundo del patrimonio?

DC: Pablo, seguro que entre los alumnos de UDIMA vas a tener potenciales clientes, eso no lo dudes.

Vamos a otro tema, la fiabilidad histórica, la credibilidad histórica es una aspiración natural del historiador y consustancial al arqueólogo incluso, pero me consta que ha surgido un debate en torno al uso excesivo de las nuevas tecnologías sobre todo en el ámbito del patrimonio de la arqueología de la universidad hay detractores hay partidarios sobre todo

Algunos que piensan que se puede llegar a desvirtuar el buen uso de las fuentes históricas convencionales. Digamos que ha surgido ahí un interesante debate para el cual hay un término que creo que aborda muy bien esta problemática que es el término escala de evidencia histórica arqueológica.

Por favor, explícalo porque creo que abordas muy bien este tema.

PA: Sí, bueno aquí se tocan muchos temas. Como dices existe un debate que habla de si estaremos utilizando por encima de nuestras posibilidades las tecnologías aplicadas al patrimonio a la arqueología.

Creo que no es que estemos utilizando de forma excesiva estas tecnologías, sino que en ocasiones se utilizan mal porque no se conocen.

Los que nos piden trabajos, desde las administraciones o desde los museos, se dice «nosotros queremos incorporar esta última tecnología», «queremos realidad virtual o queremos radio aumentada» y no se dan cuenta de que estos son herramientas que tenemos que utilizarlas para un fin.

Entonces, lo primero es buscar el fin y decir «nosotros lo que queremos es realizar una visita virtual interactiva a tal yacimiento«.

Y entonces eso, los profesionales del sector como podemos ser nosotros decimos «vale pues para conseguir este resultado lo importante es utilizar esta herramienta, podemos utilizar esta otra o podemos utilizar esta que es más económica».

Entonces son herramientas que nos permiten llegar a fines. Si no se entiende eso es cuando de verdad pues obviamente surgen aplicaciones erróneas aplicaciones fallidas.

Y entonces los detractores tienen argumentos para decir: “no, es que esto no sirve para nada” Bueno, no sirve para nada porque ha sido aplicado mal.

Dicho lo cual, uno de los productos que nosotros más realizamos son las reconstrucciones y las recreaciones virtuales.

Las reconstrucciones virtuales son más objetivas, es decir, incluyen sólo aquellas cosas que tenemos muy seguras debido al proceso de investigación histórico-arqueológica.

Mientras que la recreación virtual incluye ya elementos más subjetivos que tienen que ver con el contexto.

Tienen que ver con añadir seres humanos, añadir cosas que nos estamos en cierto modo inventando pero siempre con una base histórica.

Ahora bien, existe como ves una gradación entre la reconstrucción virtual y recreación virtual nosotros nos dimos cuenta de que era necesario profundizar en este tipo de grados de fiabilidad histórica por así decir.

En este sentido vimos que es que existe ya un proyecto que es el de Bizantino 1200 que siempre nos gusta citarlo porque son un poco los pioneros que plantearon esta escala de evidencia histórico arqueológica en un récord.

Una reconstrucción virtual en partes de la reconstrucción de Bizancio que ellos están haciendo, pero la verdad es que ellos no lo han publicado en ningún lado de forma científica.

No han profundizado mucho en eso y entonces dijimos que era necesario seguir profundizando en esta escala y aprendiendo sobre ella y mejorando la aplicándola a más proyectos.

Para que los que nos están viendo lo entiendan, la escala de evidencia histórica arqueológica es una escala pensada para reconstrucciones y recreaciones virtuales que tiene 10 grados que pueden ser representados con un número pero que también están representados con un color de frío-cálido.

Es decir, cuanto más frío es ese color menor evidencia histórico arqueológica y de un elemento cuanto más cálido es llegar al rojo mayor evidencia histórico arqueológica.

Por ejemplo, el mayor grado pues es un elemento arqueológico que se conserve actualmente tal cual era en la en el pasado.

El grado anterior pues es por ejemplo un resto que se conserve pero con modificaciones parciales, el grado anterior pues un resto que se conserva mal o pero que se ha documentado muy bien mediante técnica arqueológica que se conservan fotografías a lo mejor de cómo era y eso nos permite reconstruirlo correctamente.

Entonces debido a las distintas fuentes que tengamos de un elemento podremos considerar que tiene mayor o menor fiabilidad o grado de evidencia histórica.

De ese modo con sólo un vistazo que nosotros echemos a una recreación representada podemos saber qué partes tienen un mayor grado de fiabilidad y qué partes tienen un menor grado de fiabilidad.

No es lo mismo un elemento constructivo, la torre de una iglesia que tengas constancia de ella pues por una anotación que hay en un manuscrito del siglo 16 y que te diga que existe una torre cuadrada pero que no te diga nada más, que si en cambio tenemos pues fotografías antiguas de cómo era esa torre.

Porque podremos reconstruirla con mucho mayor grado de evidencia si tenemos las fotografías que no sí sólo tenemos una pequeña cita en un manuscrito antiguo que mejor demencia que sea evidentemente claro.

Entonces para poder mostrar a todo el público el grado de evidencia utilizamos este tipo de escala pero también para contribuir de ese modo a que pueda venir alguien después de mí, otra otra persona que se dedique a realizar este trabajo y diga: “vale yo no creo que esta torre que has reconstruido así sea de ese modo».

Vamos entonces a ver por qué la has reconstruido así y le has dado este nivel de evidencia.

Muy bien, añadimos a este nivel de evidencia un elemento que han desarrollado también los compañeros de la Universidad de Alicante que son las unidades reconstructivas.

Son como las unidades estratigráficas pero nosotros las utilizamos como unidades reconstructivas y entonces a cada elemento de una reconstrucción le damos una unidad.

Por ejemplo, una torre ya que estamos con ese ejemplo tendría pues unidad reconstructiva 15 y en una ficha posterior pues comentamos las fuentes de la reconstrucción de esa torre porque hemos con sus reconstruidos a torre.

Así que tienen tal nivel de evidencia y lo hemos hecho en base a tal tal tal tal.

Entonces cuando venga un investigador posteriormente y observe esta escala y la ficha de la unidad reconstructiva dirá: “vale tu lo has reconstruido por estas fuentes pero es que yo ahora mismo descubierto otra fuente que contribuye a decirme que esa torre realmente no era de este modo sino que era de este otro modo» y de ese modo pues iremos mejorando.

Y en nuestras reconstrucciones virtuales también de forma científica y técnica para que tengan un fondo más más científico no si evidentemente aquí la retroalimentación no va a tener un momento de fin siempre se pueden añadir o mejorar incorporar contribuciones históricas muy interesantes.

¿En qué consiste la técnica de reproducción facial en arqueología?

DC: Esta iniciativa que me han comentado Pablo, pero además allí uno de los últimos gritos en reconstrucción en recreación es la reconstrucción facial.

En este caso una disciplina que está a medio camino entre la arqueología, la medicina forense incluso la criminología.

En qué consiste la reconstrucción facial y sobre todo qué aplicaciones tiene para y reconstruir datos históricos en este caso.

PA: Sí, efectivamente uno de los trabajos que más nos piden últimamente y que más éxito tiene en las redes sociales y en el público en general es el de las reconstrucciones faciales.

No es una técnica nueva porque es una técnica que como tú bien has dicho tiene mucho que ver con la medicina forense y las reconstrucciones faciales forenses pues se llevan haciendo desde hace la técnica nació a lo mejor hace hace más de un siglo.

Pero ha ido evolucionando, ha habido distintas escuelas que han trabajado de forma diferente y en los últimos años con el boom de la infografía gráfica y la informática gráfica y los programas de diseño 3D se están consiguiendo resultados mucho más realistas de forma probablemente más técnica y más y más sencilla entre comillas, porque es una técnica muy complicada y bueno nos permite obtener realmente el rostro de la persona que estamos reconstruyendo.

Entonces se hace a partir del cráneo o de él pues bueno si estamos trabajando con una momia también podríamos hacerlo a partir de los los restos conservados de la momia.

Bueno ahora te comentaré algunos casos en los que yo he trabajado pero es una técnica que aúna tanto el conocimiento histórico y los y la técnica histórico-arqueológica como la técnica de antropológica y de la medicina forense en una metodología antropológica como también una metodología terriblemente artística porque una vez que tenemos los datos positivos de la forma de la cara tenemos que hacer de forma artística pues el tono de la cara, el pelo, los ojos, la ropa…

Todo lo que nos ambiente un poco más al propio individuo.

Entonces bueno se trata de una técnica compleja que incluye un proceso muy complicado.

Nosotros por ejemplo hemos estado trabajando hace poco en un proyecto que esperamos que salga pueda salir a la luz dentro de poco y del que todavía no podemos mostrar mucho, pero que ha sido la recreación facial de reconstrucción facial de dos momias del museo arqueológico nacional para un documental que saldrá próximamente en televisión española.

Y bueno hemos trabajado con los datos del tag que se practicó a las dos momias y eso nos ha dado las distintas capas de las mismas.

Tenemos la capa de piel, tenemos la capa de hueso en el interior entonces a partir del hueso lo que hacemos es colocar unos marcadores de espesor facial en base a estudios ya muy trabajados que hay en base a una tabla del distinto tamaño que tienen los marcadores en cada parte del cráneo.

Posteriormente, después de incorporar los marcadores de espesor facial, comenzamos a reconstruir músculo por músculo de la cara y a colocarlo en el sitio que debería ir o que estuvo en su en su momento.

Entonces bueno después de este proceso de colocación de los músculos también se colocan las partes blandas de la cara, como pueden ser pues bueno algunas zonas que hay por los mofletes la propia nariz las orejas y posteriormente una vez tenemos esto es cuando incorporamos la capa de la piel.

Realmente lo que hacemos es justamente es una reconstrucción científica todo este proceso es puramente científico hasta hasta llegar a la piel no la piel igual se coloca sobre la sobre los músculos y se adapta perfectamente a la forma que tengan los músculos.

Todo esto guiados en todo momento por los marcadores de espesor facial una vez tenemos la piel ya se puede decir que acabamos la parte más científica del proceso más antropológicamente científica y pasamos a el texturizado la colocación del pelo.

Entonces bueno el pelo ya tiene mucho más que ver con la parte más cultural dependerá el peinado de la cultura en concreto en la que estemos para eso nos basamos en otras
fuentes históricas artísticas iconográficas.

Y bueno también el color de los ojos el vello facial incluso también pues incorporamos parte de la vestimenta porque siempre queda bien pues para ambientar con textualmente contextualizar históricamente también se puede obtener el color de los ojos y del pelo con análisis de ADN pero es verdad que eso en muchas ocasiones no nos lo
pueden ofrecer o no es posible obtenerlo.

Entonces muchas veces pues tenemos que recrear el color de los ojos y del pelo a partir del contexto histórico y antropológico pero es una técnica que como dices nos permite saber qué rostro tenía un de forma aproximada con bastante fiabilidad.

Porque claro esto lo han utilizado en medicina forense para reconocer pues cráneos que han encontrado de gente desaparecida y que cotejan las reconstrucciones faciales con fotografías de los individuos desaparecidos y de esa forma logran saber de qué individuo se trata.

Por lo tanto sí que nos nos permite obtener parecidos con la persona fallecida por lo tanto sí que es bastante fiable está esta técnica y más allá de que realmente nos extremo nos esté mostrando el rostro real de una persona o no el rostro que de verdad tuvo sabemos que es un rostro parecido pero el real real quién sabe.

Sin embargo, sí que tiene un potencial muy importante esta técnica porque nos ayuda a que la gente que observa esos restos empatiza con ellos y esto es muy importante porque normalmente los restos humanos que se encuentran en las excavaciones en una necrópolis o donde sea pues bueno son almacenados en cajas y si se exponen pues a lo mejor se
expone el cráneo y ya está y os expone la forma en la que fue enterrado el resto pero la verdad es que la gente no llega a empatizar con esos regresadores de efectiva.

Claro, no llega a saber que eso eran personas reales que tenían sus nombres que tenían sus sentimientos que vivían en un contexto determinado entonces con esta técnica de recreación y reconstrucción facial podemos hacer que la gente se dé cuenta de que esos restos son realmente personas y que en esos yacimientos habitaba gente que en
esos yacimientos sufrió y amó y vivió gente con todo lo que eso conlleva y eso

Yo creo que es muy positivo para que la gente se acerque más al pasado y entienda la importancia del patrimonio arqueológico como algo vivo sí muy interesante la dimensión empática de la arqueología que no lo había habido nunca.

¿Cuál es la actitud de la Universidad frente a este nuevo tipo de formación en arqueología?

DC: Pablo, el uso de las nuevas tecnologías ha supuesto una verdadera revolución en lo que es la transferencia de contenidos académicos.

Esto es un vídeo que dentro de nada va hasta él en Youtube va a ser compartido va a ser visto va a ser leído va a ser interpretado incluso la gente se puede incorporar con cualquier tipo de comentario o conversación a lo que tú estás comentando hoy aquí.

Pero me pregunto además ahora que hablamos de contenidos académicos cuál es la actitud del estamento científico frente a todas estas iniciativas que se están llevando las están utilizando y esto va un poco al hilo de si es la universidad uno de los estamentos que demanda vuestros servicios o también entes públicos, administraciones, empresas que podrías aportar.

PA: En este sentido sí bueno es un tema que daría para hablar mucho hay muchas opiniones y cada uno tiene un poco su experiencia porque es algo que se está ahora mismo desarrollando gestando pero es verdad que la relación entre los profesionales que de forma privada y autónoma llevamos a cabo este tipo de trabajos y la universidad en ocasiones
es conflictiva no.

Hay de todo, hay todo tipo de relación no hemos tenido casos en los que la verdad es que tenemos una relación muy muy buena nos piden de vez en cuando impartir cursos o más que nada suelen ser pequeños talleres que nos piden impartir o pequeñas charlas para difundir este tipo de técnicas o tecnologías entre los alumnos de las universidades.

En muchas ocasiones son las propias asociaciones de alumnos como puede ser por ejemplo la UCA en la unión cultural arqueológica de la complu nos ha pedido en ocasiones puedes dar algún algún taller algún pequeño curso sobre estas estas tecnologías vosotros mismos pues nos habéis invitado aquí para venir también a hablar de ello.

Entonces bueno sí que existen algunos algunos pequeños contactos pero son o con profesores que están concienciados de que estén son importantes y que hay que incluirlas de algún modo en la universidad o por los propios alumnos que les interesan y creen que tienen que seguir formándose en ello sin embargo lo que es la institución como tal todavía es muy reacia

Así como lo en general los grandes catedráticos o los los departamentos más duros no son muy reacios a esta entrada de estas nuevas tecnologías en la propia universidad siguen manteniendo sus mismos programas año tras año década tras década y eso parece lo sé que parece que no que no cambian y está por cambiar entonces a veces también pues
bueno ya sabes que ven con cierto recelo y se ven ocasiones con cierto recelo lo
que hacemos nosotros.

Por nuestra cuenta porque parece para muchos que ciencia y arqueología o ciencia arqueológica sólo se puede hacer desde la universidad y desde y parece que el ámbito privado sólo hace cosas para sacar dinero y tal y que no es ciencia realmente no bueno pues también es ciencia porque a nosotros no nos han dejado más posibilidad que buscarnos la vida por nuestra cuenta.

En este caso pues yo soy autónomo y me ido formando y por mi cuenta pues intentado salir adelante y trabajar de lo que me gusta que es haciendo pues ciencia arqueológica de un modo u otro ciencia con la historia y en este caso.

Yo me enfocado más al mundo de las de la tecnología gráfica y de la representación gráfica del patrimonio, etcétera.

Justamente se ve ese vacío que hay en las universidades en por ejemplo en Kore o en los cursos que hemos ido impartiendo de forma independiente o con otras otros en otros sitios.

Porque se apuntan muchos alumnos que están en la universidad que, están haciendo licenciaturas etcétera. porque les ofrecemos una formación que creen que es necesaria y que la universidad no se la ofrece que la universidad no la van a encontrar.

Entonces por eso realmente estamos ofreciendo un servicio que la universidad adolece de él y que es fundamental para los alumnos y para los profesionales porque realmente cuando llegas a la práctica arqueológica pues bueno depende de lo que el el sector al que te enfoques pero si quieres hacer la arqueología en el futuro vas a necesitar
tener conocimientos de fotografía, vas a necesitar tener conocimientos de fotogrametría y de 3D, de SIG, de Autocad, de digitalización, de los dibujos que hagas y todo eso en muchas ocasiones brilla por su ausencia en la propia universidad.

Entonces nosotros llegamos ahí un poco para eso ya es verdad que las universidades se están abriendo cada vez más a esto y se abren a propuestas que hacemos o que hacen algunos compañeros pues de incluir máster distintos másteres distintas especializaciones.

Tenemos por ejemplo el caso de la Universidad de Alicante que con la gente de patrimonio virtual que está trabajando yo colaboro con ellos en algunas asignaturas y tienen pues el Máster de de Patrimonio Virtual especialización en virtualización del patrimonio, restauración virtual, van a sacar también probablemente pronto otras otro tipo de especializaciones relacionadas con la representación gráfica del patrimonio…

Y bueno aunque no entra todavía dentro de la licenciatura que habrá que ir seguir presionando para ello, pues sí que se va metiendo poco a poco todas estas estas técnicas en el mundo universitario porque simplemente se ve que son muy necesarias para la formación de los alumnos ahora bien hasta que yo creo que hasta que no cambien los
profesores y no se recicla un poco toda esa endogamia que hay dentro del mundo universitario y no sé si eso será posible cómo cambiarlo pues va a ser muy complicado.

Porque sigue encerrado cerrados en lo mismo y es la pescadilla que se muerde la cola no parece que no es posible

¿Cuáles han sido vuestros trabajos más destacados en Koré?

DC: Pablo, ya no sois unos recién llegados a lo que es la reconstrucción y la recreación virtual. De hecho, tenéis ya una amplia experiencia y un bagaje profesional que además está a disposición de todo el mundo en vuestra página web.

Pero es interesante que nos expongas ahora cuáles han sido los trabajos más destacados que habéis llevado a cabo hasta la fecha.

Entroncando un poco con la anterior pregunta, nosotros generalmente para las universidades no hemos trabajado porque cuentan con sus propios equipos y con su propia gente.

Sobre todo trabajamos para administraciones, para instituciones, museos, ayuntamientos.

Uno de los últimos trabajos así más destacados que hemos llevado a cabo es el de nuestra colaboración en una aplicación de realidad virtual y aumentada que realizamos para el Consello da Cultura de Galicia, por iniciativa de Manuel Gago.

Y bueno la idea de esta de esta aplicación era llevar a cabo un una ventana al pasado que nos permitiera contextualizar piezas concretas arqueológicas y patrimoniales de Galicia.

Esta aplicación incluye 5 piezas pero la idea es ir la ir aumentando con más en el futuro.

Se documentaron en tres de las piezas en concreto pues bueno piezas de cerámica incluso el báculo de un obispo las documentaron patricia mañana y Alejandro wing mil con los que también solemos trabajar.

Y una vez tenemos estas piezas en 3D nuestra tarea era recrear el contexto histórico arqueológico de estas piezas no de ese modo cualquier persona con esta aplicación que está de forma gratuita se llama maquinado tempo y la podéis encontrar en él en la appstore y también en Google Play etc.

Y cualquier persona puede meterse dentro de este contexto observando estas piezas para ver cómo eran utilizadas y dónde se encontraban las puede utilizar tanto con gafas de realidad virtual como con visor 360° con el móvil y luego incluye también una aplicación de realidad aumentada que con un marcador podemos observar la pieza como si la tuviéramos en la mano.

Entonces todo esto pues bueno es una iniciativa para hacer llegar ese patrimonio a la gente a todo el mundo de forma más sencilla y que también no sólo el patrimonio vaya a la gente sino que también la gente pueda meterse en el contexto de ese patrimonio.

Entonces bueno creo que es un trabajo que quedó muy bien y que tiene posibilidades de continuar con nuevas escenas más adelante y lo seguiremos mejorando.

Por otro lado bueno pues también trabajamos hace poco en la reconstrucción virtual de San Agustín de la laguna.

Es una iglesia del siglo XVIII que ardió en mediados del siglo XX y que desgraciadamente se conserva en la actualidad únicamente el esqueleto por así decir.

La estructura y muy muy deteriorada entonces pues bueno querían ponerla en valor y lo consiguieron con esta recreación virtual en la que bueno hicimos un vídeo en el que se te mueves por dentro de esta de esta reconstrucción observando la propia iglesia distintas imágenes que acompañaron a una exposición dedicada a esta esta misma iglesia

Entonces bueno eso es algo quizás más tradicional pero que no por ello sigue dejando de tener sentido hacerlo y de ser importante para las comunidades que rodean a estos elementos patrimoniales.

Luego también pues como he comentado antes estamos trabajando en distintos proyectos de recreación y reconstrucción facial algunos de los cuales pues bueno comenzamos hace unos cuantos años a realizarlos ya pues realizamos algunas mujeres de Arzúa, de un pequeño pueblo que aparecieron en las excavaciones de una de una iglesia y la verdad es que tuvieron muy buena acogida con la comunidad local.

Incluso empezaron ellos ellos mismos a preguntarse si wii pues éste se parece a tal familia de no sequías de implicaciones de salida de sí sí sí empezaron a sacar parecidos con los habitantes del propio pueblo para que veas si esto que hablábamos antes de la empatía de verdad funciona no y trabajando pues estas momias también del man etcétera.

Y bueno actualmente también estamos volcados en proyectos formativos como el de Kore que hemos comentado realizando nuevos cursos hemos llevado a cabo un curso que actualmente está en activo de recreación en 3D de ciudades históricas.

Comprender que creemos que es una tarea también fascinante el recrear cómo era una ciudad del pasado y la verdad es que todos estos cursos online nos permiten también a los que somos docentes volver a actualizarnos seguir formándonos nosotros mismos mejorar nuestra técnica llevar a cabo nuevos trabajos etcétera.

Y finalmente pues bueno también solemos suelo llevar a cabo recreaciones y reconstrucciones de edificios o elementos de Guadalajara porque bueno yo soy de allí de bueno de Cabanillas del campo que es un pueblecito que está cerca y en Guadalajara pues bueno hay mucho patrimonio.

Pero se ha perdido también muchísimo y entonces hay mucho que recuperar entonces también son proyectos quizás más personales pero que también está bien para llevarlos a llevarlos a cabo para que bueno se sepa todo lo que pudo haber ahí en esa ciudad y que también crear en cierto modo más portfolio y más y poner en práctica pues técnicas y herramientas que luego también aplicamos en los cursos.

Entonces bueno es todo se retrae se retroalimenta todo un poquito entonces vamos no paramos últimamente sí desde luego no nos da la impresión de que estéis especialmente parados.

Posibilidades visuales de la arqueología

DC: Pablo, has hablado de animación, de reconstrucción, creación virtual de entornos virtuales interactivos incluso desde luego que es una terminología amplia con multitud de técnicas y herramientas que lo que hacen es incidir o ahondar en las infinitas posibilidades visuales que tiene la arqueología.

Yo creo que en eso estamos todos de acuerdo y os animo a que sigáis explorando y explotando esta faceta visual de la arqueología que desde luego trasciende lo contemplativo, va mucho más allá y se convierte en algo casi sensorial digamos.

Muchas gracias por haber compartido con nosotros todos tus conocimientos que nos convocó experiencia en estas técnicas y estas herramientas que seguro van a dar mucho que hablar en lo que es la puesta en valor y el estudio del patrimonio arqueológico.

PA: Gracias a ti por invitarme.